Foro de Amor > Foros de la web > Papelera > Hilos antiguos
 
Abrir Hilo Tema Cerrado
 
Antiguo 07-Dec-2016, 23:52  
Banned
Usuario Novato
 
Registrado el: 15-October-2012
Mensajes: 44
Agradecimientos recibidos: 1
Quería comentar un problema que tengo y que tiene que ver con mi relación con los demás.

Me cuesta expresar lo que me molesta/ofende, no digo que no lo haga siempre pero sí muchas veces. Y a veces lo digo a destiempo o con no muy buenas formas.

No es que no sepa "defenderme", es que no me atrevo a hacerlo por miedo a la reacción de la otra persona, por no querer iniciar un conflicto o pelearme con el otro, ya ha habido bastantes veces que me he quejado y no ha servido para nada, la otra persona me ha hecho quedar como el malo, me ha llamado susceptible o dicho que me tomo todo muy a pecho, e incluso otros me han insultado, mirado raro o mandado a la mierda por ello. En muchos casos he salido peor parado por decir lo que me molesta.

Me suele pasar que no reacciono como quiero y luego tiempo después se me ocurren las respuestas que tenía que haber dicho.

En cambio los demás si protestan por cualquier cosa mínima que no les guste de mí, aunque no tengan razón y sea una tontería suelen seguir en sus trece, y yo en cambio no les monto pollos ni les ataco como ellos hacen.

No me importa ceder en los conflictos, mi modus operandi suele ser hacer eso y luego sentir pena por mí mismo, reconozco que no es algo sano pero es mi forma de relacionarme con los demás que he adquirido. Además me cuesta manejar situaciones de enfrentamiento.
Opino que las discusiones/peleas son normalmente como guerras en las que gana quien usa mejor recursos como el insulto, el chantaje emocional, el victimismo, la manipulación...

He llegado a guardar rencor durante mucho tiempo por cosas que me han dicho/hecho y también he tenido mucha rabia interior.

Sé que la clave está en la asertividad, y sé serlo, pero aún así no es una fórmula mágica, hay veces que lo he sido y he salido escaldado, aunque lo hagas con la mejor educación del mundo mucha gente reacciona mal.

Me suelen decir que soy buena gente, pero yo creo que más bien soy pusilánime.

Quería consejos para este problema y ver si a más gente le ha pasado.
 
Antiguo 08-Dec-2016, 00:12  
Reo
Usuario Experto
Avatar de Reo
 
Registrado el: 12-March-2015
Mensajes: 770
Agradecimientos recibidos: 365
Tienes un problema de Asertividad:

Cita:
La asertividad es un modelo de relación interpersonal que consiste en conocer los propios derechos y defenderlos, respetando a los demás; tiene como premisa fundamental que toda persona posee derechos básicos o derechos asertivos.
Los problemas de asertividad tienen mucho que ver con problemillas de autoestima. Tienes que mejorar tu autoestima.

Es un tema complicado de tratar. Requiere de mucho trabajo y de mucho esfuerzo mejorar la autoestima. Pero te puedo decir por experiencia propia que está a tu alcance, y que merece la pena.

En google hay muchísima información, sobre autoestima y asertividad
a veces demasiada, pero podrías mirar las defeniciones e ir buscando cositas que creas que te pueden ayudar.

Lo bueno es que mientras buscas información, y pones en practica ejercicios y soluciones, ya estás trabajando tu autoestima, porque estás intentando solucionar tu problema, y eso hará que te quieras más. Todo el mundo quiere a los que luchan.
 
Antiguo 08-Dec-2016, 01:23  
Usuario Experto
 
Registrado el: 01-January-1970
Mensajes: 348
Agradecimientos recibidos: 113
Cita:
Iniciado por Iker87 Ver Mensaje
Quería comentar un problema que tengo y que tiene que ver con mi relación con los demás.

Me cuesta expresar lo que me molesta/ofende, no digo que no lo haga siempre pero sí muchas veces. Y a veces lo digo a destiempo o con no muy buenas formas.

No es que no sepa "defenderme", es que no me atrevo a hacerlo por miedo a la reacción de la otra persona, por no querer iniciar un conflicto o pelearme con el otro, ya ha habido bastantes veces que me he quejado y no ha servido para nada, la otra persona me ha hecho quedar como el malo, me ha llamado susceptible o dicho que me tomo todo muy a pecho, e incluso otros me han insultado, mirado raro o mandado a la mierda por ello. En muchos casos he salido peor parado por decir lo que me molesta.

Me suele pasar que no reacciono como quiero y luego tiempo después se me ocurren las respuestas que tenía que haber dicho.

En cambio los demás si protestan por cualquier cosa mínima que no les guste de mí, aunque no tengan razón y sea una tontería suelen seguir en sus trece, y yo en cambio no les monto pollos ni les ataco como ellos hacen.

No me importa ceder en los conflictos, mi modus operandi suele ser hacer eso y luego sentir pena por mí mismo, reconozco que no es algo sano pero es mi forma de relacionarme con los demás que he adquirido. Además me cuesta manejar situaciones de enfrentamiento.
Opino que las discusiones/peleas son normalmente como guerras en las que gana quien usa mejor recursos como el insulto, el chantaje emocional, el victimismo, la manipulación...

He llegado a guardar rencor durante mucho tiempo por cosas que me han dicho/hecho y también he tenido mucha rabia interior.

Sé que la clave está en la asertividad, y sé serlo, pero aún así no es una fórmula mágica, hay veces que lo he sido y he salido escaldado, aunque lo hagas con la mejor educación del mundo mucha gente reacciona mal.

Me suelen decir que soy buena gente, pero yo creo que más bien soy pusilánime.

Quería consejos para este problema y ver si a más gente le ha pasado.
Pues tienes suerte de que yo haya leido este post, aquí una persona que era totalmente igual que tu, en mi grupo de amigos, todos decian lo que les molestaba sin pudor alguno, yo siempre era "el tonto" que seguia la corriente y nunca me mojaba en los temas/discusiones, te pongo un ejemplo

Llego a donde esta mi grupo de amigos y me decian cosas como que flojo eres siempre duermes la siesta y se ponian a decirme cosas... yo ahí tal como dice el compañero yo tambien tenia la autoestima por los suelos. me veia como una mierda yo mismo y decia cosas como "es que estaba cansado" en lo que ahora digo "si y ¿que pasa?, con los años, el sentido madurez y poco a poco te vas dando cuenta de que no eres tu el que haces las cosas mal, que son ellos, esas personas toxican viven asi de mal, que tienes que responder mas, que si te insultan pues alejate de esas personas toxicas, ahora tengo mi criterio propio y mis propias opiniones delante de todos y se respeta, porque se tienen que respetar y punto, osea no es cuestion de "que tengas un problema" es cuestion de tu actitud y tu manera de hablar, tienes que ser mas firme y sobre todo que no te humillen cuando opinas/dices algo, porque eso fue lo que me llevo a no tener opinion ninguna y tenerles "miedo" por asi decirlo

Conclusión/consejo: Tal como te he dicho es hora de cambiar tu actitud, di lo que pienses en cada momento sin importarte lo que ellos te vayan a decir, poco a poco se iran dando cuenta de que tu actitud ha cambiado y que no es facil machacarte como es ahora mismo, logicamente este proceso tiene un tiempo, pero no pienses en, que malos son ellos y que tonto soy yo por opinar, si no piensa en, digo lo que pienso y se me respeta.
 
Antiguo 08-Dec-2016, 02:57  
Usuario Novato
 
Registrado el: 29-November-2016
Mensajes: 32
Agradecimientos recibidos: 4
Elige bien tus batallas. A veces es mejor ignorar y continuar. Si en cambio es algo importante o sientes que debes oponerte hazlo de la manera más educada y no dejes que los sentimientos o emociones nublen tu mensaje. Claro, conciso y estableciendo límites. Tu opinión es importnate y se debe respetar.
 
Antiguo 08-Dec-2016, 03:18  
Usuario Experto
Avatar de TheReckless
 
Registrado el: 19-August-2014
Ubicación: Donde pasa la bola del desierto por la capital de España.
Mensajes: 998
Agradecimientos recibidos: 439
Aparte de lo que buenamente te han dicho, elimina de tu vida el miedo a perder personas que estimes. Pues ese miedo te hará actuar de forma poco honesta contigo mismo. Lo que generará que se potencie el sentimiento de culpabilidad y la rabia de no ser respetado/escuchado.


No se trata de ganar batallitas verbales, poco mérito tiene eso, lo que tiene mérito es mantener la compostura e intentar un diálogo sin reproches.


Si el problema a tratar es importante claro, también hay que evitar no ponerse nerviosos a la mínima que algo no nos guste, si te lo hacen a ti, sin merecerlo, pues mantén igualmente la calma y como te han aconsejado utiliza el poder de la asertividad, no dejes que las impulsividades, miedos y rabias te dominen.
 
Antiguo 08-Dec-2016, 03:45  
Usuario Experto
 
Registrado el: 22-June-2016
Mensajes: 581
Agradecimientos recibidos: 178
Cita:
Iniciado por Bellaluna5 Ver Mensaje
Elige bien tus batallas. A veces es mejor ignorar y continuar. Si en cambio es algo importante o sientes que debes oponerte hazlo de la manera más educada y no dejes que los sentimientos o emociones nublen tu mensaje. Claro, conciso y estableciendo límites. Tu opinión es importnate y se debe respetar.
Suscribo de principio a fin. Cuesta, pero aprende con quién decirlo y con quién no. A quien no está dispuesto a escuchar y se va a poner de uñas, puedes ignorarlo (eso no te garantiza que funcione porque se definen por confrontación y se levantan pidiendo dos h* para sentirse realizados. Si no les dices nada, se indignan y, si se lo dices, gritan y lloran porque son críos y sacos de ira emocionalmente infantiles. Estos requieren mucha mano izquierda) y a quien sabes que va a admitir tu opinión como algo reflexivo y un probable punto de inflexión y no como un reproche, se lo puedes decir y aprender ambos de ello. Siempre con educación y de manera aséptica y, si es posible, en un lugar apartado a solas y pasado el momento para que esté frío y no tensionado (yo a veces lo hago por escrito porque sé que, debido a mi carácter, lo que soy les distrae de lo que digo y quiero que mi info llegue).
 
Antiguo 08-Dec-2016, 04:06  
Usuario Experto
 
Registrado el: 22-June-2016
Mensajes: 581
Agradecimientos recibidos: 178
Lo que es totalmente disfuncional es acumularlo todo y explotar, porque la explosión siempre es desacertada e, injustamente, suelen pagarlo aquellos con quienes uno se siente protegido. Te van a entender (o no según su grado de empatía), pero es incómodo.

(A modo de anécdota: cierto día fui a recoger un formulario que necesitaba para tramitar un proyecto. Me gritaron las dos personas con las que hablé. Uno porque, en un arranque de autoridad, me echó en cara que no lo quisiera para otras cosas. Su subordinado lo hizo porque siempre le ayuda en lo que le manda y se extralimita incluso por agradar y le había pedido ese favor para mí y le mandó que lo hiciera él para que yo fuera luego a recogerlo. Al jefe lo puse en su sitio al instante y al subordinado se lo dije después por escrito porque lo entendí y es una persona adorable. Les di las gracias a ambos, pero de diferente manera. No quería disculpas, sino que aprendieran. El jefe no se retractó y el subordinado he perdido la cuenta ya de las veces que me ha dicho que lo siente y ha aprendido. Me hablo con el subordinado (una relación muy estrecha y sólida) y con el jefe no). De hecho, compañeros suyos recibieron colecciones de hachazos verbales míos por avasallarme y a él nunca le di uno porque su manera de proceder conmigo fue puntual y no reiterada y sé distinguir eso. A lo más que he llegado alguna vez es a darle un silencio por respuesta o algo escueto para no retroalimentar algún comportamiento. Le ha costao, pero lo ha entendido. Hay que ser ecuánime en ese sentido).
 
Antiguo 08-Dec-2016, 06:39  
usuario_borrado
Guest
 
Mensajes: n/a
Cita:
Iniciado por Iker87 Ver Mensaje
Quería comentar un problema que tengo y que tiene que ver con mi relación con los demás.

Me cuesta expresar lo que me molesta/ofende, no digo que no lo haga siempre pero sí muchas veces. Y a veces lo digo a destiempo o con no muy buenas formas.

No es que no sepa "defenderme", es que no me atrevo a hacerlo por miedo a la reacción de la otra persona, por no querer iniciar un conflicto o pelearme con el otro, ya ha habido bastantes veces que me he quejado y no ha servido para nada, la otra persona me ha hecho quedar como el malo, me ha llamado susceptible o dicho que me tomo todo muy a pecho, e incluso otros me han insultado, mirado raro o mandado a la mierda por ello. En muchos casos he salido peor parado por decir lo que me molesta.

Me suele pasar que no reacciono como quiero y luego tiempo después se me ocurren las respuestas que tenía que haber dicho.

En cambio los demás si protestan por cualquier cosa mínima que no les guste de mí, aunque no tengan razón y sea una tontería suelen seguir en sus trece, y yo en cambio no les monto pollos ni les ataco como ellos hacen.

No me importa ceder en los conflictos, mi modus operandi suele ser hacer eso y luego sentir pena por mí mismo, reconozco que no es algo sano pero es mi forma de relacionarme con los demás que he adquirido. Además me cuesta manejar situaciones de enfrentamiento.
Opino que las discusiones/peleas son normalmente como guerras en las que gana quien usa mejor recursos como el insulto, el chantaje emocional, el victimismo, la manipulación...

He llegado a guardar rencor durante mucho tiempo por cosas que me han dicho/hecho y también he tenido mucha rabia interior.

Sé que la clave está en la asertividad, y sé serlo, pero aún así no es una fórmula mágica, hay veces que lo he sido y he salido escaldado, aunque lo hagas con la mejor educación del mundo mucha gente reacciona mal.

Me suelen decir que soy buena gente, pero yo creo que más bien soy pusilánime.

Quería consejos para este problema y ver si a más gente le ha pasado.







Ya había hablado de este tema en otro hilo que con gusto lo comparto en tu post sobre de los beneficios de ser bueno para ser asertivo.
La asertividad fortalece el amor propio y la dignidad. Precisamente, la dignidad personal es el reconocimiento de que somos merecedores de lo mejor.

Cuando somos asertivos, se reduce la discrepancia entre el yo real y el yo ideal. Cada vez que ejecutamos una conducta asertiva se genera una retro-alimentación, que nos da el poder de elegir si queremos ser invisibles o mostrar como somos en verdad. Sube el yo real y la autoestima. Sentirse digno de quererte a ti mismo, te hace sentirte fuerte y seguro de ti mismo.

Yo creo en la Ley de la Atracción, creo en el kabbalah y en Ho´oponopono.
Las tres tienen algo en común: Ser responsable de tus decisiones para lograr los cambios.

Por ejemplo yo sufrí de violencia intra-familiar; fui golpeada, y humillada. Quise huir del dolor a través del suicidio, donde tuve varios intentos fallidos.
Estuve atrapada en el abismo de la depresión por tres años. Muchas veces la causa de cualquier malestar depende más de nuestros propios pensamientos que de las circunstancias que nos toca vivir. Y somos nosotros, de manera consciente o inconsciente, quienes decidimos en qué pensar. Nuestra realidad personal es, entonces, nuestra propia invención.

Así que decidí ya no más estar triste, ya no más llorar por las mañanas, ya no más lamentarme por no sentirme querida y amada. Simplemente salí de mi agujero de la depresión para aceptar los rayos del sol de la gratitud, de vivir de manera consciente el aquí y ahora decretar que ya estoy bien y simplemente disfrutar, no hay condiciones previas ni metas a cumplir para alcanzar la felicidad. Tal vez esta idea no sea fácil de aplicar, quizás al algunas veces pueda recordarla unas pocas veces al día… pero bien vale la pena perseverar.

Si quieres ver manifestar los deseos debes actuar para conseguirlo.
No son cosas separadas el creer en la Ley de Atracción y actuar para que las cosas pasen. Son uno mismo.
Ahora bien, sobre como detuve los abusos de mi padre. Es muy sencillo la verdad fue que desperté conciencia de lo que me estaba pasando pudiendo decir -"Ya No Más"- ya que mi cuerpo del dolor estaba tan pesado ya no toleré ser víctima, estando harta del sufrimiento que cuando desee que eso acabara, queriendo ser feliz con esa manifestación me estuve acercando al despertar. Atraje un cambio en mi vida y ese cambio fue para bien. ¿A poco creías que el abuso se detendría por milagro de Dios, que me viera y se diera cuenta del daño que me hacía, que su frustración cambiara a amor? No señor, así no funciona la cosa. Debes actuar para lograr los cambios en la vida. Me atreví a realizar ese cambio dejando de ser víctima para transcender en una persona con carácter.

Ahora bien, decidí afrontar mi miedo, haciendo que pudiera detenerlo. Solamente los que se atreven pueden hacer cambios en su vida.Tuve que superar el maltrato de mi infancia, porque 15 años de abuso físico y maltrato psicológico no se eliminan nada más porque creo en La Ley de Atracción. Me aferre a mi deseo para verlo cumplido que es SER FELIZ. Así que aprendí a perdonar, a soltar y a dejar ir. Todo en un proceso de años. No por pensar bonito ya me iba a ir bonito. Y sí, sentí los cambios en mi vida. No necesite de testigos para que me dijeran que me veían diferente. Yo misma lo presencie, al desechar todo lo malo que me hicieron creer de quien era, diciéndome a mi misma - "Todo lo que me dijeron era mentira" -. Mi padre estaba equivocado con respecto a mí.

Por plena experiencia propia te diré algo hoy: incluso en la más amenazante circunstancia, incluso en el mayor mal que se me quiera proferir, incluso ahí, puedo elegir la paz, puedo elegir sentirme bien.
Claramente es una opción que tenemos siempre e independientemente de las circunstancias, y así las consecuencias de lo que atraiga me generará una indescriptible ¡Emoción por Existir!
Aplicando la Ley de Atracción pude conseguir ser feliz. Yo simplemente me propuse a que funcionara para mi beneficio y de los que me rodean.

La mía es actuar para ver los cambios. La Ley de Atracción me permite una nueva interpretación de los hechos, donde haciendo sencillos ejercicios para habituarme a “apreciar” en vez de “criticar”.
Normalmente no encuentro solución para todos los problemas, ni respuesta para todas las preguntas, ni remedio para todos los males. Sin embargo, casi sin excepciones, es posible sentirme bien a pesar de lo que pase a mi alrededor. Estoy aquí para aprender. Por un lado, los problemas son valiosas oportunidades de crecimiento, los conflictos pueden enseñarme a madurar y las pérdidas me muestra los apegos. Pero todavía puedo llegar más lejos: puedo aprender a sentirme plenamente bien en medio de todas esas situaciones, aunque no estén resueltas.

La vida revela, incluso a los más optimistas, la experiencia del sufrimiento. Todos estamos expuestos ante los problemas. Quien teme enfrentarlos, teme que este en sus manos resolverlo.
 
Antiguo 08-Dec-2016, 14:23  
Banned
Usuario Novato
 
Registrado el: 15-October-2012
Mensajes: 44
Agradecimientos recibidos: 1
Como he dicho antes, la asertividad no funciona siempre, y puedo poner ejemplos:

Por ejemplo, una vez una persona hizo un comentario sobre mí que no me gustó, me puso un adjetivo que me sentó mal, y yo dije sin malas formas que no me gustaba que se me llamase así; y la otra persona no solo no reconoció su error ni se disculpó sino que me hizo quedar como el que tenía el problema, y terminamos diciéndonos de todo.

O en otra ocasión, una persona me montó un pollo por un error importante que tuve (aunque se detectó a tiempo), yo reconocí mi error, lo admití, creo que fui asertivo pero la otra persona siguió y siguió regañándome, ignorándome y en sus trece, no sirvió de nada mi comportamiento.

Si una persona no quiere disculparse o pedir perdón, no lo va a hacer aunque expreses tu disgusto de la mejor de las maneras, y eso lo tengo más que comprobado.
Y si te quejas de algo que no se queja nadie, la otra persona te hará sentir como alguien raro aunque lo hagas con muy buena educación.
¿Entonces de qué sirve la asertividad en estos casos?

Sinceramente, creo que la asertividad puede funcionar, pero pienso que está sobrevalorada.
 
Antiguo 08-Dec-2016, 21:17  
usuario_borrado
Guest
 
Mensajes: n/a
Cita:
Iniciado por Iker87 Ver Mensaje
Como he dicho antes, la asertividad no funciona siempre, y puedo poner ejemplos:

Por ejemplo, una vez una persona hizo un comentario sobre mí que no me gustó, me puso un adjetivo que me sentó mal, y yo dije sin malas formas que no me gustaba que se me llamase así; y la otra persona no solo no reconoció su error ni se disculpó sino que me hizo quedar como el que tenía el problema, y terminamos diciéndonos de todo.

O en otra ocasión, una persona me montó un pollo por un error importante que tuve (aunque se detectó a tiempo), yo reconocí mi error, lo admití, creo que fui asertivo pero la otra persona siguió y siguió regañándome, ignorándome y en sus trece, no sirvió de nada mi comportamiento.

Si una persona no quiere disculparse o pedir perdón, no lo va a hacer aunque expreses tu disgusto de la mejor de las maneras, y eso lo tengo más que comprobado.
Y si te quejas de algo que no se queja nadie, la otra persona te hará sentir como alguien raro aunque lo hagas con muy buena educación.
¿Entonces de qué sirve la asertividad en estos casos?

Sinceramente, creo que la asertividad puede funcionar, pero pienso que está sobrevalorada.

Estás confundido a escalas monumentales. Eso no es ser Asertivo. Es ser Reactivo.

La asertividad es una habilidad de carácter social que te permite expresar sentimientos, actitudes, deseos, opiniones y derechos, sin agredir al otro o a uno mismo. La asertividad implica expresar lo que queremos de forma directa, honesta y adecuada, haciendo saber a la otra persona lo que deseamos, pero siendo respetuoso y sin experimentar un elevado coste emocional.

Esta habilidad está muy relacionada con una sana autoestima, puesto que cada vez que una persona es asertiva, no sólo está defendiendo sus legítimos derechos de forma respetuosa, sino que está generando pensamientos de auto-valía y confianza, es decir, es como si estuviera diciéndose -"eres importante, tú vales, nadie es más ni menos importante o valioso que tú"



Como bien dijo Splinter de la versión Nickelodeon de TMNT del 2012:

-"Sólo tu permites que las palabras te lastimen".

De todas las veces que han hecho Teenage Mutant Ninja Turtles este es mi Sensei favorito.
Comparto plenamente su sabiduría.

No tienes que hacer reclamos de nada. Una persona que se valora así misma no existen las excusas ni las quejas. Ya que eso baja tu nivel energético y por ende tu carisma y asertividad.
 
Antiguo 08-Dec-2016, 21:50  
Usuario Experto
 
Registrado el: 22-June-2016
Mensajes: 581
Agradecimientos recibidos: 178
"Sinceramente, creo que la asertividad puede funcionar, pero pienso que está sobrevalorada"

Sin duda que lo está como tantos otros clichés porque hay que tener algo muy claro y es que somos conducta: tú puedes decidir la tuya, pero no puedes o no debes modificar la de otros y eso hay que aceptarlo. Tampoco debes aceptar la percepción que ellos tengan de ti como lo que tú eres.
 
Antiguo 08-Dec-2016, 21:53  
Usuario Experto
 
Registrado el: 22-June-2016
Mensajes: 581
Agradecimientos recibidos: 178
"Sólo tu permites que las palabras te lastimen"

Las palabras son inocuas, pero cada cual proyecta sobre ellas lo que quiere sin escuchar, por eso ante el mismo mensaje hay tantas reacciones como indivíduos. La gente no escucha sino que discute y se pone a la defensiva y así no hay manera de llevar a cabo una comunicación eficaz porque la auténtica comunicación es bidireccional de persona a persona.

Cuando alguien se me pone así, opto por un silencio o por darle contestaciones escuetas para que no se encienda más y no acabar encendiéndome yo en algo que no conduce a lado alguno. Quiero avanzar y no ganar el torneo a quién es más estúpido de dos.

(ej: alguien a quien quiero con locura había días que venía cruzado y se lo notaba ya en la manera de andar desde lejos. Venía a verme para que le diera motivos para culparse/culparme por una situación que él no digería y yo lo que hacía era callarme o ser muy breve. Lo tomaba como desinterés porque no le entraba al trapo. Quería algo contra lo que chocar y yo no estaba dispuesta a serlo por el bien de ambos. No me interesaba ser su sparring sino su pareja)
 
Antiguo 09-Dec-2016, 05:39  
usuario_borrado
Guest
 
Mensajes: n/a
Cita:
Iniciado por Artemisa77 Ver Mensaje
"Sólo tu permites que las palabras te lastimen"

Las palabras son inocuas, pero cada cual proyecta sobre ellas lo que quiere sin escuchar, por eso ante el mismo mensaje hay tantas reacciones como indivíduos. La gente no escucha sino que discute y se pone a la defensiva y así no hay manera de llevar a cabo una comunicación eficaz porque la auténtica comunicación es bidireccional de persona a persona.

Cuando alguien se me pone así, opto por un silencio o por darle contestaciones escuetas para que no se encienda más y no acabar encendiéndome yo en algo que no conduce a lado alguno. Quiero avanzar y no ganar el torneo a quién es más estúpido de dos.

(ej: alguien a quien quiero con locura había días que venía cruzado y se lo notaba ya en la manera de andar desde lejos. Venía a verme para que le diera motivos para culparse/culparme por una situación que él no digería y yo lo que hacía era callarme o ser muy breve. Lo tomaba como desinterés porque no le entraba al trapo. Quería algo contra lo que chocar y yo no estaba dispuesta a serlo por el bien de ambos. No me interesaba ser su sparring sino su pareja)

Estoy de acuerdo. De hecho, hablo de como las palabras no deben afectarte emocionalmente.
En mi adolescencia permitía que estas me hicieran daño pero al reforzar mi autoestima llegue incluso a divertirme de ellas.
Con gusto comparto mi experiencia en este hilo:


Cita:
Iniciado por Apsara Ver Mensaje
La mentalidad de una persona tímida está llena de inseguridades, siempre pensando que las personas que la rodean la están señalando, burlándose, criticando y juzgando todo lo que hace o dice.

Por eso siempre deseaba ser invisible, que nadie me notara y me dejaran en paz.
Por supuesto todo era paranoia, producto de mi mente para justificar mi miedo a las personas, impidiento establecer relaciones normales ya que siempre me sentía amenazada, perseguida y temerosa.
De todas formas un tímido siempre pensará lo peor de él mismo, sintiéndose en todo momento un fracasado.


Bueno, a veces cuando alguien alimentaba mi paranoia me ponía agresiva por darme la razón de que el mundo me odiaba.
Casos como cuando alguien me decía "Loca" "media babosa" o "rara". Al escucharlas explotaba de coraje y les reclamaba que no me llamaran así.

Si bien recuerdan les había mencionado que compre un libro http://www.foroamor.com/mi-lucha-con...imidez-104384/, ahí explicaba no tomar muy en serio lo que te decían de tu persona.
"Palos y piedras podrán lastimarme pero nunca las palabras". Creo que dice un dicho popular.

Bueno, el caso era que ya podía controlar las palabras que sentía que eran muy ofensivas como por ejemplo cuando mencionaban que estaba loca, les respondía:

-Eso que nada más has visto la punta del Iceberg.

O me decían media babosa, les respondía:

-¿Cómo que medio? Me tendré que esforzar más para ser completamente babosa

Y por último y mi palabra favorita ya que me lo dicen muy seguido y es que soy rara.

-A mucha honra, significa que soy única e inigualable.

Me decían las personas que ellos son normales a comparación mía y yo les decía:

-Mira, si fuéramos estampitas yo sería de las difíciles de conseguir por ser rara, en cambio tú al ser normal serías de las que cada rato salen repetidas en el sobre diciendo: "Ya la tengo, me volvió a salir, otra vez ésta" y cosas por el estilo.
-No, yo también soy de las difíciles.
-No. Ya dijiste que eras normal, ahora te aguantas.


Poco a poco empece a salir de mi caparazón. Eso de reírse de si mismo es muy saludable sin caer en los pensamientos negativos y eliminar la sensación de fracaso.
 
Antiguo 09-Dec-2016, 09:09  
Reo
Usuario Experto
Avatar de Reo
 
Registrado el: 12-March-2015
Mensajes: 770
Agradecimientos recibidos: 365
Cita:
Iniciado por Iker87 Ver Mensaje
Como he dicho antes, la asertividad no funciona siempre, y puedo poner ejemplos:

Por ejemplo, una vez una persona hizo un comentario sobre mí que no me gustó, me puso un adjetivo que me sentó mal, y yo dije sin malas formas que no me gustaba que se me llamase así; y la otra persona no solo no reconoció su error ni se disculpó sino que me hizo quedar como el que tenía el problema, y terminamos diciéndonos de todo.

O en otra ocasión, una persona me montó un pollo por un error importante que tuve (aunque se detectó a tiempo), yo reconocí mi error, lo admití, creo que fui asertivo pero la otra persona siguió y siguió regañándome, ignorándome y en sus trece, no sirvió de nada mi comportamiento.

Si una persona no quiere disculparse o pedir perdón, no lo va a hacer aunque expreses tu disgusto de la mejor de las maneras, y eso lo tengo más que comprobado.
Y si te quejas de algo que no se queja nadie, la otra persona te hará sentir como alguien raro aunque lo hagas con muy buena educación.
¿Entonces de qué sirve la asertividad en estos casos?

Sinceramente, creo que la asertividad puede funcionar, pero pienso que está sobrevalorada.
La asertividad funciona mejor, entre personas asertivas, no todo el mundo lo es.

---------------
Te pongo un ejemplo mío reciente.

Un grupo de personas quiere ir a una cena vestidos casi todos de una determinada forma, y me dijeron que fuera igual y dije que No. Que no me apetecía ir así vestido.

Me insistieron varias veces, y me intentaron chantajear con el tema de que lo hacía todo el grupo. Mi respuesta casi exacta fue.

Yo no me voy a poner algo que no quiero ponerme, para daros a los demás el gusto. Y como sé que me apreciáis, me vais a respetar y no me vais a insistir más con este tema.

A mas de uno le ha escocido esa respuesta. Esas personas tendrán que madurar, y además ya saben una cosa más de mi. Cuando digo no, es no.

--------------

Cuando la gente lleva un tiempo tratando contigo y se acostumbra a que tusles dejes ningunearte o a tratarte mal, creas una tendencia de la que es difícl salir, aunque con tesón y paciencia se puede romper el círculo.

Ser asertivo defendiendo tus derechos, no solo requiere de que uses las palabras adecuadas de vez en cuando.

Requiere de confianza en uno mismo, requiere de saber que quiere uno y que no. Requiere de aprender a decir no, sin dar explicaciones ni verte en la necesidad de justificarte.

Esto no lo vas a conseguir de la noche a la mañana, sobe todo con personas que has acostumbrado a que te traten como el pito del sereno. Vas a tener que pelear por recuperar ese derecho tuyo.

Siguiendo este camino te acabas volviendo asertivo, y ves que la gente te respeta, y cuando formes nuevas relaciones, te harás respetar desde el principio y sin apenas esfuerzo.
 
Antiguo 09-Dec-2016, 13:10  
Usuario Experto
 
Registrado el: 22-June-2016
Mensajes: 581
Agradecimientos recibidos: 178
Obvio que es gradual si no se tiene y hay que recuperarlo, pero no imposible.

Respecto a lo que comentaban del traje, hay que ver si procede o no en determinadas circunstancias ( ej: yo no creo, pero hay una misa funeral y voy para mostrar mi respeto a esa persona si lo creo conveniente, cuando se levantan a rezar, yo me quedo sentada y en silencio porque no son mis creencias, pero sé respetar)
 
Antiguo 09-Dec-2016, 13:56  
Banned
Usuario Novato
 
Registrado el: 15-October-2012
Mensajes: 44
Agradecimientos recibidos: 1
Yo creo que sí es ser asertivo lo que yo digo; si alguien te dice algo sobre ti y no gusta, y expresas con respeto que no quieres que te digan eso, estás defendiendo tus derechos, yo me quejé sin agredir a la otra persona pero aún así como digo no sirvió de nada.
No sé porque eso es ser reactivo.

Y a mí también me pasa que ciertas palabras me duelen mucho, como por ejemplo la palabra "susceptible", me la han dicho alguna vez y me ha ofendido enormemente, pero es que la veo como un insulto, cuando te dicen eso te están llamando débil, frágil, delicado... te están diciendo que te ofendes por lo más mínimo, y eso no es algo bueno, es un defecto y no una virtud, por eso me sienta mal, y además no entiendo porque la gente me lo va diciendo como si nada y sin que les pida opinión; ¿es que no piensan que me puede sentar mal eso? Pienso que no tienen empatía conmigo y que me dicen eso para hacerme quedar como el que se equivoca, así ellos no tienen el problema de haberme ofendido. Pienso que todos somos susceptibles, porque no conozco a nadie que no le disguste algo.
En el momento me lo dicen y me hacen sentir mal, también es verdad que es porque siento que tienen parte de razón.
 
Antiguo 09-Dec-2016, 14:18  
Usuario Experto
Avatar de TheReckless
 
Registrado el: 19-August-2014
Ubicación: Donde pasa la bola del desierto por la capital de España.
Mensajes: 998
Agradecimientos recibidos: 439
Cita:
Iniciado por Iker87 Ver Mensaje
Yo creo que sí es ser asertivo lo que yo digo; si alguien te dice algo sobre ti y no gusta, y expresas con respeto que no quieres que te digan eso, estás defendiendo tus derechos, yo me quejé sin agredir a la otra persona pero aún así como digo no sirvió de nada.
No sé porque eso es ser reactivo.

Y a mí también me pasa que ciertas palabras me duelen mucho, como por ejemplo la palabra "susceptible", me la han dicho alguna vez y me ha ofendido enormemente, pero es que la veo como un insulto, cuando te dicen eso te están llamando débil, frágil, delicado... te están diciendo que te ofendes por lo más mínimo, y eso no es algo bueno, es un defecto y no una virtud, por eso me sienta mal, y además no entiendo porque la gente me lo va diciendo como si nada y sin que les pida opinión; ¿es que no piensan que me puede sentar mal eso? Pienso que no tienen empatía conmigo y que me dicen eso para hacerme quedar como el que se equivoca, así ellos no tienen el problema de haberme ofendido. Pienso que todos somos susceptibles, porque no conozco a nadie que no le disguste algo.
En el momento me lo dicen y me hacen sentir mal, también es verdad que es porque siento que tienen parte de razón.
Pues ese es el tema, cuando te ofenden acusándote de ser o de hacer algo que crees que no es verdad es en parte porque algo de razón percibes, sino no te molestaría lo más mínimo.

En ese caso, algo en ti sale en tu defensa: miedo.

¿Por qué tener miedo y entrar en dinámicas de frustración?

Así sólo se sale perdiendo, cuando lo que se pretende es compartir versiones y llegar a un acuerdo.

Si muestras templanza, asertividad y empatía (hasta el final) puedes conseguirlo, y sino saldrías ganando igualmente.
 
Antiguo 09-Dec-2016, 14:27  
Super Moderadora ★
Usuario Experto
Avatar de Ginebra
 
Registrado el: 25-July-2011
Ubicación: Allí donde se hable el lenguaje de los genios.
Mensajes: 32.881
Agradecimientos recibidos: 13343
Cita:
Iniciado por Iker87 Ver Mensaje

Y a mí también me pasa que ciertas palabras me duelen mucho, como por ejemplo la palabra "susceptible", me la han dicho alguna vez y me ha ofendido enormemente, pero es que la veo como un insulto, cuando te dicen eso te están llamando débil, frágil, delicado... te están diciendo que te ofendes por lo más mínimo, y eso no es algo bueno, es un defecto y no una virtud, por eso me sienta mal, y además no entiendo porque la gente me lo va diciendo como si nada y sin que les pida opinión; ¿es que no piensan que me puede sentar mal eso? Pienso que no tienen empatía conmigo y que me dicen eso para hacerme quedar como el que se equivoca, así ellos no tienen el problema de haberme ofendido. Pienso que todos somos susceptibles, porque no conozco a nadie que no le disguste algo.
En el momento me lo dicen y me hacen sentir mal, también es verdad que es porque siento que tienen parte de razón.
Todos tenemos defectos y tenemos virtudes porque nadie es perfecto. La susceptibilidad suele verse como defecto porque según del grado que sea si esa susceptibilidad es muy alta convivir o trabajar con alguien así puede ser complicado porque tienes que estar midiendo cada palabra para que no se ofenda.

Pero el aceptar que se es susceptible es bueno y a partir de esa aceptación ir aprendiendo a aceptar las críticas y no verlas como algo negativo, si no como algo de lo que se puede aprender.
 
Antiguo 09-Dec-2016, 14:57  
Reo
Usuario Experto
Avatar de Reo
 
Registrado el: 12-March-2015
Mensajes: 770
Agradecimientos recibidos: 365
Cita:
Iniciado por Iker87 Ver Mensaje
yo me quejé sin agredir a la otra persona pero aún así como digo no sirvió de nada.
¿Osea que las primera veces que has actuado con asertividad, no te ha funcionado correctamente?

Mira que curioso, a mi tampoco.

Y menos con gente que puede llevar años atacándote y se sienten muy seguras en su rol de maltratarte.

Cambiar no es fácil ni es probar una vez y abandonar, por que no consigues resultados inmediatos, esto es como el gimnasio o las dietas. Esto funciona cuando lo machacas una y otra y otra y otra vez. Pero claro también puedes probar una vez, abandonar y decir que no funciona. Sí haces el intento de ser asertivo, que sea un intento sincero al menos, probar un mes hacerlo por ejemplo, o dos meses. Y luego decides sí empieza a darte algunos frutos o no.
 
Antiguo 09-Dec-2016, 15:30  
Banned
Usuario Novato
 
Registrado el: 15-October-2012
Mensajes: 44
Agradecimientos recibidos: 1
Hay veces que me han ofendido por acusarme de algo que era falso, así que no es cierto eso de que siempre que me ofendo es porque hay parte de razón, me molesta que me recriminen cosas que no he hecho o que se quejen cuando yo no creo haber hecho nada malo.

Respecto a lo de ser susceptible, reconozco que me afectan mucho los insultos, las críticas no constructivas, las regañiñas injustas o exageradas... Pero no me tomo absolutamente todo a mal, ni me molesta cualquier cosa. Hay gente que se cabrea mucho porque les desvelen algo de una peli o serie, y yo no soy de esos, sí me molesta que los que luego te montan pollos por eso también spoileen, pero ese es otro tema.
 
Tema Cerrado
Herramientas Buscar en el Hilo
Buscar en el Hilo:

Búsqueda Avanzada
Desplegado

Temas Similares
Quiero relacionarme con gente de mi edad no puedo relacionarme con los demás no puedo relacionarme cnn la gente Me cuesta relacionarme.help!!


La franja horaria es GMT +1. Ahora son las 16:00.
Patrocinado por amorik.com
Desarrollado por: vBulletin® Versión 3.8.9
Derechos de Autor ©2000 - 2019, Jelsoft Enterprises Ltd.